Cabify incorpora los taxis básicos a su oferta

La plataforma permitirá pedir los vehículos de Easy Taxi desde su aplicación, añadiendo una flota de más de 30 mil autos al servicio en Santiago.

Por José Contreras

Cabify amplía su radio de servicio a un área que parecía enemiga para las compañías de transporte privado. Desde ahora, la app de origen español incorpora a los taxis básicos o los “techo amarillo” a su flota, gracias a la alianza que cerró con Easy Taxi, una plataforma para pedir estos vehículos.

La alianza se facilita por la presencia de ambas aplicaciones en el holding MaaS (Mobility as a Service), junto a algunas como Glovo y otras no presentes en Chile como Movo y Tappsi. Esto permite la inclusión de más de 30 mil miembros de Easy Taxi a la disponibilidad de usuarios de Cabify, los cuales podrán pedir taxis con las mismas condiciones de Cabify.

Los conductores de Easy Taxi tendrán la posibilidad de abrirse a un nuevo mercado de más de tres millones de usuarios y esto permitirá que entren a una de las empresas líderes del mercado”, aseguró el gerente general de Cabify Chile, Agustín Guilisasti.

Los taxis aparecerán en la aplicación de Cabify como Easy Taxi, “porque no es cualquier taxi, sino que es uno que ha pasado por un proceso de selección, donde están los mejores”, a juicio de Guilisasti. Entre las ventajas de su uso están el uso de vías exclusivas y el aumento de vehículos disponibles, pasando de los casi 40 mil que poseen a los más de 70 mil en total. Por ahora, el pago será sólo en efectivo.

El objetivo que hay detrás de esta alianza es darle distintas formas de movilidad a las personas. Puedes abrir la plataforma, te saldrán las opciones y el valor de antemano de cuánto te costará el servicio, por lo tanto podrás decidir en base a tu necesidad”, explicó Guilisasti.

La decisión de incorporar el servicio de taxis básicos a Cabify va de la mano con el proyecto de ley que regula las aplicaciones de transporte, según el ejecutivo. “Quisimos ser los pioneros en esto, tenemos ciertas características que los taxistas valoran a diferencia de otras apps, como la seguridad y el validador de identidad en el pago en efectivo”.

En el caso de la diferencia de precios que podría haber entre tomar un taxi en la calle y hacerlo por la plataforma, el mismo proyecto sirve de defensa. “En el segundo párrafo del artículo 8 se menciona que se deberán cobrar los precios por la aplicación y no por taxímetro. Nosotros vamos para allá”, comenta el cofundador.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo