¿Cómo llevar segura a tu mascota en el auto?

Te damos algunas ideas de traslado amigable para tu compañero animal cuando te lo lleves de vacaciones.

Por José Contreras

Para muchos, las mascotas se han convertido en parte de la familia y por eso no escatiman recursos en cuidarlos, alimentarlos y llevarlos de paseo a todos lados, como en las vacaciones.

Si eres de esos, que te llevarás a tu mascota a la playa, la montaña o el campo en tu auto, es bueno tener algunas medidas de seguridad consideradas para que el traslado sea seguro y el animal llegue sin problemas a destino.

Según el médico veterinario de Drag Pharma, Patricio Moreno, es recomendable hacer un chequeo clínico previo al viaje para que un especialista recete un tranquilizante para el traslado en caso de ser necesario. Con esto, se controla el estrés de la mascota.

En esta lista, hay algunos que adormecen al perro durante alrededor de cuatro horas, y son bajo receta del veterinario. También hay alternativas naturales para perros en base a passiflora, valeriana y melisa que no duermen al animal sino que solo lo calman.

También es recomendable que, semanas antes de un viaje largo en auto, se hagan hacer paseos cortos con la mascota para que ésta se acostumbre al movimiento del vehículo. Para la seguridad, lo aconsejable es transportarla en una jaula en el asiento trasero enganchada al cinturón de seguridad, lo que evitará que ante una frenada brusca salga disparada.

La jaula también puede ser llevada en el maletero abierto y con ventilación suficiente o asegurada en el pick up de una camioneta. Nunca hay que llevarla en el asiento del copiloto, algo prohibido por la Ley de Tránsito, ni menos sacando la cabeza por la ventana, lo que puede afectar sus oídos y distraer a otros conductores.

La jaula debe tener las dimensiones adecuadas para que la mascota pueda pararse topando la cabeza con el techo de la jaula y darse vuelta. No es recomendable comprar una jaula de un tamaño muy superior a la mascota pensando que le ofrecerá más espacio para moverse, pues la mascota puede dar bote adentro y golpearse.

Si el viaje es muy largo, se recomienda detenciones en el camino para que el perro pueda bajar del automóvil, caminar un poco, orinar o defecar. También es importante que beba agua para evitar deshidratación.

Finalmente, lo ideal es dar el último alimento al perro seis horas antes del viaje, para evitar mareos, vómitos y malestares.

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo