Cuidados del auto tras las vacaciones

Si l veraneo incluye viajes en vehículo, es bueno realizar algunas revisiones al retornar a casa, para evitar problemas a mediano plazo.

Por Pablo Vargas Zec

Llega marzo y, con ello, múltiples preocupaciones. De ellas, hay algunas de simple resolución, nada de costosas y que pueden generar grandes ahorros a mediano plazo.

Durante las vacaciones, el vehículo se somete a exigentes condiciones, por lo que es relevante determinar su estado general. Por ejemplo, si una persona fue a veranear a zonas lluviosas y anduvo sobre el barro o si fue a la playa y transitó sobre la arena, se pueden dañar sensores en el tren motriz. También se pueden ver afectados los frenos ABS o las pastillas, al tener suciedad que pueden generar que su funcionamiento no sea óptimo. Una forma de percatarse que algo no anda bien, en ese circuito, es verificar si -al momento de frenar- se escucha algún chirrido.

Los siguientes son algunos de los puntos clave que debes revisar al regresar a casa:

  • Neumáticos: a través de una inspección visual, verificar que estén en buen estado, sin deformaciones o irregularidades en las llantas. Durante las vacaciones, se transita por lugares no habituales: barro, tierra, arena y ripio. Por ello la importancia de observar este elemento.
  • Limpieza general: es fundamental realizar aseo, tanto en el exterior como en el interior del vehículo. El cambio de clima, y la exposición a insectos, polvo, arena y piedras puede provocar daños en la carrocería. Y, para poder evitarlos o detectarlos a tiempo, es necesario realizar esta limpieza.
  • Lubricantes automotrices: hay que comprobar que estén en los niveles precisos para el funcionamiento. Los líquidos a revisar son: frenos, anticongelante, aceites, y a ellos sumar los filtros. De esta forma se podrá detectar un problema de fuga a tiempo.

En este punto, Total tiene su lubricante INEO 5W-30, un producto pensado para los desafíos que enfrentan los automóviles durante el año, como la congestión y los cambios de temperatura, y genera menos gases contaminantes, gracias a su tecnología Low SAPS (bajo contenido en Cenizas Sulfatadas, Fósforo y Azufre).

  • Inspección general de la mecánica del auto: hay que chequear el funcionamiento de frenos, sistema de seguridad y luces. Toda aquella prestación propia de tu modelo de auto.
  • Atención a los filtros: también deben ser revisados tras el viaje. El filtro de aire tiene como objetivo evitar el ingreso de impurezas en el flujo que ingresa al motor. De ahí la importancia que esté en buen estado. Lo mismo pasa con el filtro de combustible, que impide el paso de partículas y contaminantes que puedan interrumpir el normal flujo de la bencina obstruyendo, por ejemplo, los inyectores del vehículo.
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo