DFSK duplica su apuesta en los SUV con el nuevo 560

Se trata de un vehículo con tres corridas de asientos y que promete versatilidad, pensando en conquistar a un amplio espectro de clientes más jóvenes, que valoran la polifuncionalidad de este tipo de productos.

Por Pablo Vargas Zec

Con una década en el mercado nacional, DFSK tiene un nombre bien ganado en el segmento de los vehículos comerciales livianos. Sin embargo, la marca con base en la industrial ciudad china de Chongqing desde hace un par de años ofrece para Chile un SUV mediano, el 580, que actualmente vende algo menos de una centena de unidades mensualmente. Por eso, la marca –consciente del potencial de ese segmento- duplica ahora su apuesta con un nuevo todoterreno urbano. Se trata del 560, pensado en un cliente más joven, pero que valora la versatilidad de un modelo que cuenta con tres corridas de asientos.

Lo cierto es que el DFSK 560 es un SUV mediano bien logrado, tanto en su estética exterior, sus terinaciones como en los espacios interiores. Resuelve bien la ecuación de presentar un vehículo atractivo y que es capaz de cubrir diversos requerimientos del propietario, no tan sólo movilizarlo, sino que hacerlo cómodamente.

De momento, llega sólo en dos versiones, ambas mecánicas de cinco marchasy tracción delantera, que son movidas por un motor de 1,8 litros y 138 hp y 187 Nm de par.

Con 4,515 metros de largo, 1,815 de ancho y 1,755 de alto, ofrece 20 centímetros de despeje, que aseguran moverse en terrenos irregulares sin mayores problemas. A eso suma sensores de reversa y cámara, con una pantalla central de 7 pulgadas.

Así como luego contará con versiones más equipadas, llega en principio en cuatro colores, que son rojo, gris, blanco y azul. Todos con doble airbag, ABS con EBD y ESP, entre los principales aspectos destacados de seguridad, la versión Confort, de entrada, ya asegura mayores niveles de equipamiento de los rivales que DFSK siente como directos, el Changan CX70 y el MG ZS. Por ahí es por donde apunta también la estrategia de esta marca, que con precios agresivos pretende conquistar con una mejor relación costo-equipamiento.

El DFSK 560 Confort cuesta 8.490.000 pesos, mientras que el tope de gama inicial, el Luxury, que se diferencia entre otras cosas por sumar sunroof, llega a 9.490.000 pesos. La marca representada en Chile por Inchcape ofrece cinco años o 100 mil kilómetros de garantía para este versátil producto.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo