En California instalan el primer dispensador de marihuana

Por

El primer estado de EEUU en legalizar el uso medicinal de marihuana, en 1966, es también el primer lugar en el que se instala una máquina expendedora de marihuana medicinal, según informa el portal 20minutos.es.

Para acceder legalmente a la marihuana ésta debe haber sido recetada y el paciente estar en posesión de una tarjeta especial que permite la compra y posesión de esta droga. Por eso, la máquina instalada, creación de la empresa Dispense Labs, posee además de un lector de tarjetas médicas, un lector de huellas dactilares, para asegurarse de la identidad del comprador.

Además, esta máquina está dentro de un habitáculo en forma de jaula que se cierra antes de que se produzca la transacción, para garantizar la seguridad de la dispensadora y de sus usuarios.

La empresa asegura que ésta es la mejor manera de combatir el mercado negro de esta sustancia, además de una forma perfecta de controlar las dosis y uso de cada paciente.

En la máquina, que acepta tanto tarjetas de crédito como efectivo, además de la marihuana, se pueden adquirir accesorios para su consumo.

Una empresa independiente controla la calidad de la marihuana suministrada, así como su variedad, potencia y procedencia.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo