5 enfermedades en que la marihuana es un potencial medicamento

Por Beatriz Rojas

Contra VIH

A principios de este mes, investigadores estadounidenses revelaron que el ingrediente psicoactivo de la marihuana, el tetrahidrocarbocannabinol (THC), protege el tejido inmune en el intestino de los efectos dañinos del VIH, según el estudio Publicado en AIDS Research and Human Retroviruses.

Los científicos realizaron experimentos con monos infectados con el virus y encontraron que el uso del THC, el principal componente psicoactivo de la cannabis protege las células del sistema inmune intestinal.

Contra cáncer

Cristina Sánchez, bióloga de la Universidad Complutense de Madrid, realizó un hallazgo en el que observó que los cannabionoides de la marihuana inhiben el desarrollo del cáncer. Esto significa que se puede utilizar como un tratamiento alternativo no agresivo (y eficaz) para el enfermo.

También científicos de la Universidad de Harvard informaron que el THC reduce el crecimiento tumoral en el cáncer de pulmón convencional y, además, impide la propagación de células dañinas.

A modo de ejemplo, los científicos explicaron que el THC es una especie de misil que busca las células tumorales para eliminarlas, dejando al resto completamente sanas.

A diferencia de los fármacos convencionales y la quimioterapia, que se caracterizan por sus potenciales daños físicos y cerebrales, el uso de la marihuana abre un umbral hacia una mejor vida para las personas que padecen esta enfermedad, se informó en Pijamasurf.com.

Contra el glaucoma

La marihuana ha sido usada en medicina para bajar la presión intraocular (PIO) en pacientes con glaucoma primario de ángulo abierto (GPAA).
Basado en los comentarios realizados por el Instituto Nacional del Ojo (NEI ), el Instituto de Medicina (IOM), y en la evidencia científica disponible , la Academia Americana de Oftalmología Terapia Complementaria encontraron que fumar e ingerir cannabis, disminuye la presión ocular por 3 o 4 horas.

Contra la obesidad

De acuerdo con un estudio realizado por el Instituto de Investigación Biomédica en Red-Fisiopatología de a Obesidad y la Nutrición (CIBERobn), en España, algunos compuestos derivados de la cannabinoides, concretamente el rimonabant, bloquea los receptores cannabinoides CB1 en el estómago, lo que es interpretado por las células gástricas como una señal de saciedad. Ésta llega al cerebro y éste responde disminuyendo la ingesta de alimentos.

Contra convulsiones

Más de cien familias de Colorado, Estados Unidos, están suministrando a sus hijos enfermos un tratamiento a base de marihuana combinada con aceite de olivo, después de que una familia aseguró haber curado con la misma fórmula a una niña de cinco años (Charlotte Figi) que padecía un desorden genético.

Varios de los padres que están probando este tratamiento se mudaron a la ciudad tras enterarse del milagroso caso de Charlotte, la cual padecía un extraño mal que le provocaba convulsiones, informó Sexenio.com.mx.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo