7 grandes ventajas de tener un amigo gay

Por Luz Lancheros

La figura del gay en la cultura popular se ha revestido de un estereotipo común: Es una prima donna dramática. Nada más lejos de la realidad que eso. Hay de todo tipo y realmente son personas maravillosas. Y por qué no, una gran compañía para toda mujer heterosexual que halle en ellos un tipo de amistad que sus amigas mujeres no les brindan.

Aquí les mostraremos 7 ventajas que tienen las mujeres al tener amistad con hombres gay.

1.  Son una fuente inagotable de ingenio. Nadie saldrá del paso, insultará y responderá de manera más encantadora a cualquier desafío verbal que un hombre gay. Se caracterizan por la finura, y por la inteligencia absoluta y contundente de sus apuntes. 

2. Son increíbles observadores. Quienes han crecido en ambientes donde la cultura era mandatoria, tienen un sentido particular para ‘leer’ a la gente. Suelen fijarse, a primera vista, en todo el componente de una persona, y analizarla muy bien. 

3.  No todos son iguales, por lo que estar con ellos es como estar con otro amigo. Algunos son refinados, otros no. Otros se visten bien, otros no. Unos son discretos, otros alardean de su orientación. Estar con ellos no los señala especialmente, ni hace cambiar una relación. Solo hay una persona especial que comparte momentos a nuestro lado.

4.  Algunos saben de estilo. Y mucho. No todos son el más grande consultor de moda del mundo, pero en la cultura occidental se les ha asociado con una predisposición hacia el estilo, casi desde siglos anteriores al pasado, y la cultura gay ha aportado a la moda significativamente. Por eso, si su amigo gay ama el estilo, no tendrá reparos en saber qué queda bien y qué no queda bien. Además,   compartirá todos sus caprichos de moda y belleza. 

5.    Son aliados naturales de la mujer hetero: Según un estudio publicado en enero en   ‘Psicología Evolutiva’, y hecho por la Universidad Cristiana de Texas, tener amigos gay era beneficioso para la mujer heterosexual, ya que no existía competencia por los hombres, y estos se mostraban como aliados más sinceros que sus congéneres. De igual manera, se percibía que sus consejos eran mucho más confiables.

6.  Pueden ser ustedes mismas con ellos: No hay que fingir ante un amigo gay, observador desde hace mucho tiempo de todo el conjunto de nuestros encantos y fallas. La espontaneidad prima en la relación.

7. No se molestan en esconderse: Son directos, están por encima del bien y del mal. Algunos, por contextos particulares, tienen que esconder su orientación, pero otros están orgullosos de lo que son y no dudan en tratarlo como cosa natural.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo