Longboard: Rider recomienda los cuatro mejores lugares para deslizarse en Santiago

Por MAURICIO ZAPATA-PUBLIMETRO

Para un skater cambiar a un Longboard no es tan difícil.

Así lo cree Bastián Jérez, un “rider” que comenzó su historia precisamente en una tabla más corta y que ahora, con los años, deslumbra en los torneos nacionales de este deporte extremo, consiguiendo incluso auspiciadores.

“Antes de practicar longboard anduve en skateboard por 3 meses tiempo suficiente para saber andar en las tablas con cuatro ruedas hasta que un dia vi una tabla larga y me llamo la atención agarre una tabla y le puse las ruedas mas separadas para que pareciera longboard y derrapaba con guantes de nieve para no dañarme las manos casco no tenia”, comenta Jérez.

Su historia cambió cuando Cristián Ocampo, uno de los campeones nacionales en esta disciplina, vio en él talento y le regaló su primera tabla de LongBoard y un casco. Desde ese momento, Bastián se dedicó casi en exclusivo a perfeccionar el arte y deslizarse a toda velocidad por los mejores lugares de la capital.

“Empezando ya con el auspicio también empezaron los campeonatos los videos y todo como había querido. Uno de los campeonatos mas importantes que se realiza aca en chile es el slide afuego en el que he participado en sus ultimas dos versiones. Hay que tener en cuenta que el longboard es un deporte peligroso y siempre hay que andar con las protecciones Guantes,casco, rodilleras , puedes aumentar tu velocidad en pocos segundos y tienes que saber frenar derrapando con guantes o equilibrando sin tocar el piso con las manos simplemente hay que pasarlo bien mientras patinas”

El joven deportista dijo que en la capital hay muy buenos lugares para deslizarse sobre un Longboard, pero son cuatro los que concentran el mayor interés y donde se logran grandes velocidades:

1) San carlos de apoquindo

2) Carolina Rabat (Lo Curro)

3) Los Trapenses

4) Cerro San Cristobal

Además, aseguró que pese a los riesgos, se trata de un deporte que pueden prácticar jóvenes de todas las edades, hombres y mujeres, pero requiere de una inversión considerable porque las tablas, los implementos, y principalmente los elementos de protección son caros. Aunque, “vale la pena atreverse”, sentenció 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo