Entretenimiento

“Suma de malas circunstancias”: El sentido mea culpa de Javiera Contador tras pifiadera en Viña

La actriz y comediante también señaló a los animadores del certamen entre los factores que influyeron en su fallida presentación.

Foto web/ T13

Luego de su accidentada presentación en la segunda noche de Viña 2024, Javiera Contador realizó este martes un sentido mea culpa sobre lo ocurrido.

La humorista no logró llegar con su rutina al público, la cual se inició con pifias de parte de la gente en la Quinta Vergara, pues pedían que Andrea Bocelli continuara con su espectáculo musical.

En efecto, la actriz sólo pudo soslayar un fracaso mayor con la entrada al escenario de los actores de “Casado con Hijos”, instancia en la que hubo risas y Javiera logró finalizar su rutina con algunos aplausos, según recoge La Cuarta.

Hasta que llegó el momento de reflexionar sobre lo ocurrido y Javiera Contador hizo un balance de su fallida presentación en el programa “Arriba Viña”, conversando con Carmen Gloria Arroyo y Sergio Lagos.

“Fue una suma de circunstancia. Si uno analiza solo una cosa es como… ¿la rutina estuvo mal? Sí, obvio que estuvo mal, pero también porque no la pude hacer. No pude. Hay gente que me decía ‘pero uno tiene que darle igual’. Yo sé que hay gente que puede hacer eso. Yo no puedo. Y también aprendí eso, si yo salgo y siento que las circunstancias no están dadas, me cuesta mucho. Yo sé que hay historias que no las terminé porque un poco no sabía qué hacer. Me falta oficio, porque traté, lo intenté”, evaluó la comediante en un sentido mea culpa.

En este sentido, añadió que “uno debiera ser capaz de decir ‘ya, vamos’, pero yo no pude, por lo menos. Traté remando. Y en esa remada tampoco está tu trabajo cien por ciento. Está tu trabajo como está saliendo”.

Otros factores del fracaso

Asimismo, consideró que lo sucedido hace una semana en el Festival de Coihueco, donde también fue víctima de algunos abucheos, incidió la conducta del “Monstruo”.

“Se transformó en un tema y además saltó justo una semana antes de Viña (…) predispone un poco. Yo lo siento así, pero tampoco le quiero echar la culpa a eso. Siento que fue una suma de malas circunstancias”, evaluó.

A continuación, postuló otros factores en juego en el resultado de su accidentado show. “Suma que Bocelli hizo una cosa impactante, emocionante, maravillosa, y que la gente quería que se quedara ahí. Suma que los chiquillos, yo sé que me quieren, me adoran la Mari con Pancho, tampoco pudieron contener un poquito. Y yo pensé que venían comerciales. Y atrás se escuchaban heavy (los abucheos). Era muy difícil”, sostuvo.

“Se escuchaba una pifiada irremontable. Yo sabía que podía no funcionar mi trabajo, pero no pensé que no iba a funcionar desde antes”, se desahogó.

Tags

Lo Último


Te recomendamos