Estilo de Vida

La profecía de Nostradamus para el 2024 que involucra al papa Francisco y el posible fin del mundo

En medio de los desafíos de salud que ha enfrentado el Pontífice argentino, una sombra de inquietud ha caído sobre el Vaticano

El papa Francisco lanza su bendición desde la ventana de su estudio que da a la Plaza San Pedro, en el Vaticano, el lunes 1 de enero de 2024. (AP Foto/Andrew Medichini) Archivo (Andrew Medichini/AP)

La hospitalización del papa Francisco, cuyo nombre real es Jorge Mario Bergoglio en 2023 ha revivido temores y ha reavivado una profecía siniestra atribuida al renombrado vidente del siglo XVI, Nostradamus, que algunos creen que podría tener implicaciones apocalípticas para el año 2024.

PUBLICIDAD

En medio de los desafíos de salud que ha enfrentado el Pontífice argentino, una sombra de inquietud ha caído sobre el Vaticano y más allá, pues esta profecía suena con cada vez más fuerza. Según ciertas interpretaciones de las enigmáticas cuartetas de Nostradamus, la retirada o fallecimiento del papa Francisco podría acontecer más pronto de lo que parece.

Nostradamus podría haber acertado el futuro del papa Francisco

Este suceso marcaría el comienzo de un nuevo y ominoso papado, considerado por algunos como el último antes del fin del mundo. La visión de Nostradamus respecto a este futuro líder de la Iglesia Católica es perturbadora. Se describe a la figura como oscura y peligrosa, siendo una cuarteta específica la que menciona a un cardenal de origen africano o asiático, caracterizado como “un joven de piel oscura”.

La interpretación de este pasaje ha encendido especulaciones sobre el próximo líder eclesiástico y las posibles ramificaciones de sus acciones. Adicionalmente, la profecía de San Malaquías, un arzobispo irlandés del siglo XII, ha sido invocada para añadir más peso a la predicción apocalíptica.

Según San Malaquías, el papa Francisco podría ser el último pontífice, conocido como Pedro el Romano. Este Papa supuestamente gobernaría en tiempos de gran tribulación y sería testigo de la destrucción de Roma, seguida por el juicio divino. Ambas profecías han sido el combustible de complejas conversaciones en redes y medios desde que el papa Francisco comenzó a tener problemas de salud.

¿Podría estar cerca el “fin de los tiempos”?

Es intrigante notar que, desde su elección, el papa Francisco ha adoptado un enfoque particular en su título de “Obispo de Roma”. Además, eligió el nombre de San Francisco de Asís, cuyo segundo nombre era Pedro, alimentando aún más las especulaciones sobre la conexión entre su papado y las profecías de Nostradamus y San Malaquías.

Nostradamus, nacido en 1503 en Francia, fue un médico y astrólogo cuyas profecías escritas en forma de cuartetas han fascinado y desconcertado al mundo durante siglos. Sus escritos, vagos y abiertos a interpretaciones diversas, han sido objeto de innumerables debates y análisis.

Tags

Lo Último