Noticias

La Copa Libertadores se mira y se cobra: con cuatro chilenos y un pozo de US$225 millones parte la “ruleta millonaria”

El campeón del torneo obtendrá US$23 millones en la edición con mayor dinero de la historia: Huachipato, Cobresal, Colo Colo y Palestino también van por el sueño del fútbol sudamericano.

.

Cuando Peñarol y Wilsterman jugaron en abril de 1960 el primer partido en la historia de la Copa Libertadores lo hicieron con la convicción de representar a Uruguay y Bolivia en defensa de su “orgullo nacional”, según las crónicas de la época. Aquel sentimiento honorífico hoy parece tan absurdo como obsoleto en un mercado futbolero donde se mueven megasumas de dinero y la presencia en el circuito se recompensa con millones de dólares, sobre todo a la vista de un torneo 2024 que registra el pozo de premios más alto de todos los tiempos: este año se repartirán 225 millones de dólares a los participantes, con una bolsa de US$23 millones para el campeón.

En esa ruleta de la fortuna tomarán parte 32 clubes de Sudamérica que, en esta etapa, recibirán un millón de dólares por su participación y 330 mil dólares por cada partido ganado. En esa élite probarán suerte por primera vez cuatro representantes chilenos: Huachipato, Cobresal, Colo Colo y Palestino.

Huachipato, campeón del fútbol chileno, integra el Grupo C junto a Gremio (Brasil), Estudiantes (Argentina) y The Strongest (Bolivia). Cobresal, subcampeón, se medirá en el B con Sao Paulo (Brasil), Barcelona (Ecuador) y Talleres (Argentina). Colo Colo quedó en el Grupo A, con Fluminense (Brasil), Cerro Porteño (Paraguay) y Alianza (Perú). Y Palestino jugará en el Grupo E frente a Flamengo (Brasil), Bolivar (Bolivia) y Millonarios (Colombia).

El imperio de los brasileños

Brasil registra los últimos cinco títulos de la Copa Libertadores y pretender mantener esa hegemonía futbolística y económica que comenzó Flamengo en 2019 -que repitió en 2022-, continuó Palmeiras en 2020 y 2021 y ratificó Fluminense el año pasado. Sao Paulo y Gremio, ganadores en tres ocasiones, así como Atlético Mineiro, monarca en 2013, y Botafogo lucharán también por extender el predominio brasileño.

Argentina es el otro candidato permanente, avalado por sus 25 títulos continentales e impulsado por el poderío de River Plate, tetracampeón, y Estudiantes, con cuatro estrellas en la Libertadores. En la reseña de los favoritos, la agencia Ap menciona también a Colo Colo, campeón en 1991, respaldado por la estrella que repatrió para conquistar el torneo: Arturo Vidal, quien se encuentra lesionado.

Como sea, el peso de los números y los millones determina claramente las aspiraciones de los participantes en la Copa Libertadores. Según los registros del sitio especializado Transfermarkt, Palmeiras lidera el grupo de los clubes más poderosos de esta edición, con un plantel avaluado en 220,25 millones de euros. Le siguen Flamengo, con 164,5 millones y Fluminense, 110 millones de euros.

Los equipos chilenos sueñan en grande, pero no invierten demasiado en contratar figuras que los potencien. Por ejemplo, en el grupo A, Colo Colo tiene la segunda planilla más cara, con 27,48 millones de euros, superando a Cerro Porteño (25,2 millones), y a Alianza Lima (15,2 millones).

Cobresal es el más modesto, con una tasación de 9,48 millones de euros en jugadores, aplastado por las planillas de Sao Paulo (91 millones), Talleres (45,2 millones) y Barcelona (20,3 millones). Por su parte, Huachipato registra 13,7 millones de euros en planilla, un poco más que The Strongest (13,3 millones). Por último, Palestino acredita 10,5 millones de euros en costo de plantel, inferior a todos los rivales del grupo.

Al fin, hoy parte la Copa Libertadores y todos sacan sus cuentas: los hinchas calculan los puntos posibles y los clubes apuestan a acumular el botín más alto en esta rueda millonaria de la fortuna.

Tags

Lo Último


Te recomendamos