Tecnología

Video: Iruyo es el adorable robot inteligente de Nissan creado para calmar a bebés en el auto

Iruyo: The Intelligent Puppet de Nissan es un robot afelpado diseñado para mantener en paz a los bebés durante recorridos en automóvil.

Iruyo: The Intelligent Puppet de Nissan es un robot afelpado diseñado para mantener en paz a los bebés durante recorridos en automóvil.

El futuro de la robótica puede generarnos incertidumbre a muchos, sobre todo con el avance de otras ramas estrechamente relacionadas, como la Inteligencia Artificial con todo el asunto de ChatGPT. Pero algunas veces esta industria crea productos realmente adorables que todos necesitamos. Ese es el caso de Nissan con Iruyo.

Si han tenido que pasar por la experiencia de conducir un automóvil con un bebé pequeño a bordo sentado en el asiento trasero (como debe ser siempre por sensatez y seguridad) sabrán perfectamente que puede ser una experiencia de alto estrés, en especial si el infante no deja de llorar o moverse.

El nivel de dificultad en la meta de salir victorioso con el viaje se vuelve particularmente complicado por la falta de contacto visual y la imposibilidad de consolarlo cuando llora, ya que toda nuestra atención es demandada por el propio coche.

Esto puede convertir un viaje en una experiencia frustrante para padres e hijos por igual. Por fortuna, conscientes de este problema, Nissan y Akachan Honpo han creado a Iruyo, un hermoso robot inteligente que entretiene y tranquiliza a los bebés mientras viajan en el auto.

Iruyo es un robot para bebés y un compañero adorable en los viajes en auto

Inspirado en la ternura de un oso panda, Iruyo está diseñado para captar la atención del bebé con su color rojo vibrante, sus movimientos sencillos y sus expresiones faciales amigables.

De acuerdo con un reporte de los colegas de SoraNews24, este robot no solo entretiene al pequeño con canciones y juegos, sino que también monitorea su estado de ánimo y lo transmite a los padres a través de un robot similar llamado Baby Iruyo:

El mecanismo de integración entre ambos robots es tan simple como astuto. Baby Iruyo se coloca en el portavasos del auto y funciona como un receptor de comandos de voz. Los padres pueden pedirle que le cante una canción al bebé, que juegue peek-a-boo tapándose la carita o que simplemente le diga “estoy aquí”.

Iruyo, en el asiento trasero, recibe estas instrucciones y las ejecuta, imitando incluso las expresiones del padre o tutor al volante en un grado muy básico y rudimentario, pero suficientes para entretener al pequeño sin perder la atención del volante.

Las pruebas realizadas hasta el momento con Iruyo han demostrado su eficacia para calmar a los bebés y reducir su llanto durante los viajes en auto. Ya que más del 90% de los pequeños mostraron interés en el robot y más de la mitad experimentaron una mejora en su estado de ánimo.

Cabe recalcar que Iruyo es solo un prototipo por el momento, de modo que tanto Nissan como Akachan Honpo están organizando sesiones de prueba para que los padres puedan conocerlo y experimentar sus beneficios.

Será interesante ver el desarrollo de este proyecto hasta que sea lanzado al mercado, con esperanzas se podría comercializar tanto dentro como fuera de Japón.

Tags

Lo Último


Te recomendamos