El presidente de Bolivia, Evo Morales, criticó a Chile por haber "bloqueado" el ingreso de su canciller, David Choquehuanca, al puerto chileno de Arica, incluso a la oficinas de instituciones bolivianas que allí funcionan.

"Lamento mucho decir que nuestro hermano canciller estaba bloqueado en su ingreso al puerto de Arica", dijo Morales en una rueda de prensa en la ciudad boliviana de Cobija (norte).

El mandatario sostuvo que Choquehuanca realiza "una visita de paz, una visita para gestar la hermandad, vecindad, trabajar solidariamente", pero funcionarios chilenos bloquearon su paso.

Choquehuanca y los presidentes del Senado de Bolivia, José Alberto Gonzales, y de la Cámara de Diputados, Gabriela Montaño, se encuentran en Arica con el propósito de verificar denuncias de supuestos maltratos a los camioneros bolivianos.

El mandatario dijo que en Chile deberían bloquear a las Fuerzas Armadas de Estados Unidos que en ese país hacen "ejercicios combinados supuestamente por la paz" en el norte de ese país.

"¿Cómo puede haber ejercicios combinados de paz con las Fuerzas Armadas de Estados Unidos cuando son expertos para invadir? (Es) una invasión para la dominación y dominando saquear los recursos naturales en todo el mundo", manifestó el gobernante boliviano.

Morales también dijo que las autoridades de Chile "no tienen que tener miedo a la verdad" y aseguró que la delegación boliviana ya ha verificado que la carretera desde la frontera hacia Arica no tiene mantenimiento, lo que perjudica el comercio boliviano.

Consideró, además, que hay algo "de racismo" en el trato dado y la polémica y las protestas levantadas en Chile sobre Choquehuanca, que es un canciller "aimara".

PUB/CM