El desastroso registro de Guede sin los clásicos en Colo Colo

El argentino tiene un rendimiento total de un 55% en la banca del Cacique, el cual baja considerablemente si uno saca los duelos ante las universidades. Lo de Iberia en Copa Chile se suma a la lista de fracasos en el Cacique.

Por El Gráfico Chile

Pablo Guede sorprendió tras la eliminación de Colo Colo de Copa Chile ante Iberia de Los Ángeles, al asegurar que "no lo veo como un fracaso, nuestro objetivo mayor es el campeonato, salir campeón para ir directamente a la Libertadores".

Quiéralo o no, esto si es un fracaso y es una mancha más para el DT que ha salvado su pellejo sólo por su notable registro en los clásicos dirigiendo al Cacique, con seis victorias y dos empates en ocho duelos ante Universidad de Chile y Universidad Católica.

Además de eso, tiene dos goleadas a favor en sus dos últimos compromisos, ambas por 4-1. En la Supercopa ante la UC y en el Transición sobre la U, lo que agigantó su figura como experto en este tipo de partidos.

Sin embargo, si tomamos en cuenta todos los partidos de Guede en Colo Colo llegamos a un registro de 49 encuentros con 24 victorias, 13 empates y 12 derrotas desde agosto de 2016 cuando asumió la banca alba, con un rendimiento de 55%.

Esto contando Torneo de Apertura 2016-17, Copa Chile 2016, Copa Libertadores 2017, Torneo de Clausura 2016-17, Supercopa 2017, Copa Chile 2017 y Torneo de Transición 2017.

Lo radical es el cambio si sacáramos los clásicos del registro del argentino. Allí, el Cacique cae a un rendimiento de un 42% en los últimos 12 meses, incluyendo varias caídas en casa. De hecho, Guede comenzó perdiendo sus tres primeros pleitos en Macul en el Apertura 2016 ante Unión Española (1-2), Temuco (0-2) e Iquique (0-2), con un total de 41 pleitos (18 victorias, 11 empates y 12 reveses).

Si bien rompió 20 años sin ganar la Copa Chile y conquistó para los albos su primera Supercopa, los números no acompañan al ex DT de San Lorenzo y Palestino, sobretodo en la consideración del hincha.

La eliminación ante Botafogo en la Libertadores, la cual parecía abrochada, y la increíble pérdida del título del Clausura a manos de la U son manchas que son difíciles de limpiar en el mundo albo, por lo que el divorcio con los hinchas ya parece total.

La remontada en Copa Chile ante La Serena (cayó 1-4 en la ida de la primera ronda y ganó la revancha por 4-0) más la goleada por 4-1 sobre los azules la semana pasada parecían darle paz al trasandino. Pero lo de ayer ante Iberia fue otro mazazo para un proceso que no termina por despegar.

A Guede solo le queda ganar el Transición, de lo contrario su futuro se ve cada vez más lejos de Macul en 2018.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo