Hernán Crespo destroza La Bombonera: "Se mueve porque está mal hecha y además tiene mal olor"

El ex goleador de la Albiceleste calificó como una locura cambiar el Monumental de River por la cancha de Boca para ejercer presión sobre Perú en la penúltima fecha de las Clasificatorias rumbo a Rusia.

Por El Gráfico Chile

La previa del partido clave entre la selecciones de Argentina y Perú está llena de polémicas tras la cordillera, además de las acusaciones de "artimañas" que estarían usando los Albicelestes, este miércoles se sumaron las quemantes declaraciones del ídolo histórico de la Albiceleste, Hernán Crespo, que criticó duramente el cambio de cancha desde el Monumental de River Plate a la Bombonera de Boca Juniors.

El ex delantero Millonario fue enfático para calificar el cambio de recinto como una medida desesperada sin fundamento para sacar provecho del rival: "No hay una cancha mejor que la otra, por afecto y por capacidad no se puede comparar el Monumental con La Bombonera, River Plate está en otro nivel. Es preocupante el hecho de pensar que cambiar de estadio y llevarlo del Monumental a la Bombonera te pueda generar un plus deportivo superior. Me parece una locura", señaló en conversación con Fox Sports demostrando su negativa con la medida que tomó la directiva de Claudio Tapia.

Tras cartón, el ex goleador se lanzó con todo contra el recinto de Boca y reclamó duramente: "La Bombonera no se mueve porque la gente grita, se mueve porque está mal hecha. Es como decir que es verdad que en la Bombonera hay mal olor, pero no es culpa ni mérito de la gente, es culpa del Riachuelo, pero en la Bombonera hay mal olor".

Hace algún tiempo, Crespo dijo que la Bombonera temblaba, pero esta vez matizó sus dichos: "Realmente tiembla, pero yo jugué a los 18 años, ganamos 3-0, hice un gol y le di una asistencia a Ortega. Sí, pasó, pero no modificó mi manera de actuar y mi capacidad a la hora de jugar".

Y fue más allá: "Se ve que la estructura de la Bombonera se mueve y lo manejamos con el folclore del fútbol. Estamos esperando que la tribuna se caiga y haya muertos para pedir que haya un comité de seguridad, cerrarla y modificar la estructura por la seguridad de todos".

Además, el ex ariete recordó el último partido de Argentina en ese recinto, que terminó igualado 1-1 con Colombia en 1997: "Valderrama nos pegó un baile bárbaro. Acá hay una confusión de creer que un estadio te pueda modificar el aspecto deportivo. Es una falta de respeto al jugador".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo