Gandhi, inspiración de un Dalcio Giovagnoli que ahora lleva su paz a La Araucanía

El DT campeón con Cobresal tiene a Temuco invicto desde hace siete partidos. Si no fuera por el intenso invierno, quizá estaría peleando por el título. A continuación explica las razones de la gran campaña, aclara su alusión a los "vendehumo" tras la victoria sobre Colo Colo y ensaya una teoría sobre por qué nunca su nombre aparece en la órbita de los equipos grandes.

Por Juan Ignacio Gardella
Dalcio Giovagnoli tiene a Temuco en racha - Photosport
Gandhi, inspiración de un Dalcio Giovagnoli que ahora lleva su paz a La Araucanía

Se podría decir que la perseverancia es una de las características de los equipos de Dalcio Giovagnoli, quien con poco logra mucho. Lo confirman, por ejemplo, su histórico título con Cobresal y su actual campaña con Deportes Temuco, que lleva siete partidos invicto y que complicó a Colo Colo en la pelea por la corona, luego bajó de ésta a Antofagasta y en la próxima fecha intentará hacer lo propio con Unión Española.

Por eso, no extraña que su foto de WhatsApp sea la portada de la biografía de Mahatma Gandhi. “Tampoco soy fanático, pero son tipos que marcaron. Lo que más me impactó fue su pasividad y que fue demasiado perseverante. Queda muy poco de esos mitos. También leo de Mandela, me quedan algunas referencias”, cuenta el argentino.

Por esto mismo, llamó la atención que tras vencer al Cacique, el DT criticara a los “vendehumo”. Aquí aclara que su frase no apuntaba a sus colegas.

“No fue relacionada a ningún técnico en especial”, indica de entrada. “Lo que pasa es que por ahí no se valora el trabajo que se hace en el interior (en regiones), no se difunde como se debería. Por eso dije que tal vez llama más la atención que alguien hable de presiones altas, intermedias o bajas, que es más una vendida de humo, que de las problemáticas que hay fuera de Santiago”, complementa.

Uno de esos problemas es la explicación que da el rosarino para el mal arranque de torneo de su escuadra. Asume que le faltará campeonato para luchar por la copa.

“El inicio tuvo un montón de imponderables. Nosotros, metodológicamente, sacamos la diferencia en el campo, trabajando, y aquí tuvimos dos o tres meses con lluvias intensas”, comenta Dalcio. “No pudimos lograr estabilidad y eso afectó mucho. Cuando se regularizó el clima, la cosa empezó a cambiar, ahí está la clave. Fue uno de los inviernos más complejos, pero el que no está en el día a día no se da cuenta”, agrega.

El entrenador transandino puntualiza que en cuanto a infraestructura y logística, no ha habido inconvenientes, y que en ese ámbito, el papel del Matador Salas como presidente del club brinda calma. “Marcelo es puntual y preciso. Actúa, opina y habla cuando hay que hacerlo. Desde ese aspecto, trabajamos muy tranquilos”, destaca.

Dalcio, ¿por qué cree que su nombre nunca aparece en la órbita de los equipos grandes?

No lo sé con certeza, habría que preguntárselo a los dirigentes. Yo creo que es porque no trabajamos en Santiago. En todos los países pasa, no se le da tanta trascendencia al interior.

Algo parecido le pasaba a Nelson Acosta…

No estoy muy al tanto, pero seguramente, aunque estamos hablando de un Cobreloa con otra estructura y economía. Tampoco es una deuda que tenga, estamos cómodos acá, en un club que también tiene aspiraciones.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo