logo
Noticias
/ Captura CHV / Captura CHV
Noticias 17/06/2021

El sentido perdón de madre de imputado que escapó con niña de 13 años: “Tengo una nieta de la misma edad y me duele el alma”

La madre del imputado por escapar con niña de 13 años y quien fue dejado en prisión preventiva por violación reiterada, pidió perdón.

Miguel Ángel Zamora fue dejado en prisión preventiva tras ser formalizado por el delito de violación reiterada contra una niña de 13 años, a quien instó a escapar de su casa y estuvieron una semana juntos en Maitencillo. Su madre, Margarita, pidió hoy perdón por los actos de su hijo.

En conversación con “Contigo en la Mañana”, la mujer, visiblemente afectada, le pidió perdón a la familia de la niña.

“Quería pedirle perdón a la familia porque yo no sabía nada de esto, yo tengo una nieta de 13 años y me duele el alma de que le podría haber pasado lo mismo”, dijo.

Agregó que su hijo “ya es una persona adulta, hacía su vida por fuera, a veces no llegaba (…) él tiene hijas de la misma edad, no sé que pasó por su cabeza y que cometiera algo tan horrible”.

El sujeto, de 42 años, tiene cuatro hijos, cuyas edades fluctúan entre los 8 y 16 años, quienes en palabras de su abuela, están “destrozados”, tras conocer el delito de su padre.

“Yo soy una madre, tengo nietos, tengo una familia, los niños están destrozados por su padre, ¿qué puedo hacer? lo único que sé es que tengo que seguir trabajando, la gente quiere funarme, quiere funar mi negocio, no soy una mujer joven, ahora me queda la lucha por los niños”, sostuvo la mujer, quien además sentenció: “cuando le pregunten a los niños, ‘ah si tú eres el hijo del violador, del pedófilo’, ¿cómo van a sentirse?”.

Imputado quedó en prisión preventiva

Este miércoles el hombre detenido fue formalizado por los delitos de violación reiterada e incitación al abandono de hogar a un menor de edad.

El tribunal fijó un plazo de investigación de 70 días, mientras fue ingresado al Centro Penitenciario de Santiago.

El adulto junto a la menor estuvieron una semana en Maitencillo, luego de que la niña le diera Clonazepam a sus padres para que durmiera y así poder escapar.