Noticias

Sichel sobre la campaña de Boric: “Ideólogos como Fernando Atria o Daniel Jadue legitiman la violencia”

Además, el abanderado de Chile Vamos manifestó que “no soy de la élite, soy una persona de centro que quiere armar una coalición amplia del centro a la centroderecha que dé gobernabilidad a Chile”.

Días después de haber ganado las primarias de Chile Vamos, el independiente Sebastián Sichel se refirió a sus nuevos desafíos para fortalecer su carrera a La Moneda, luego de que tomara la responsabilidad de representar al oficialismo en las elecciones de noviembre.

“En Chile hay una demanda muy fuerte por renovar la clase política. No soy de la élite, soy una persona de centro que quiere armar una coalición amplia del centro a la centroderecha que dé gobernabilidad a Chile. Las personas discuten si (Gabriel) Boric o yo podemos administrar mejor al país, terminar sus incertidumbres cotidianas, hacer cambios, parar la violencia. Son las conversaciones que debemos tener”, aseguró a El Mercurio.

Además, volvió a marcar diferencias con el presidente del Partido Republicano y también candidato presidencial, José Antonio Kast, con quien ya anticipó que no le gustaría conformar en conjunto una lista parlamentaria. De hecho, Sichel descartó que su condición de centroderecha le reste votos para ir en apoyo a la extrema derecha.

“No comparto esos cálculos, otra vez la izquierda instala su tesis. La centroderecha con el centro político son mayoría en Chile, ¿por qué no vamos a pasar a segunda vuelta? Proyectos identitarios como el de José Antonio Kast pueden ser valiosos y corajudos para defender sus propias ideas, pero no son mayoría en Chile”, expuso.

Y añadió que “tenemos que ser nítidos en los mensajes, no podemos tener lista parlamentaria conjunta con una candidatura que prefiere ir sola. José Antonio Kast decidió no participar en primarias colectivas. Este gobierno debe aspirar a tener mayoría parlamentaria, y para eso es necesario oxigenar el sistema. Si crecemos al centro, al mundo independiente, esta coalición puede ser mayoría, y eso requiere búsquedas activas. Las listas parlamentarias deben hacerlas los partidos, quiero agregar nombres nuevos que den frescura a esta coalición, pero no soy un partido más en una negociación”.

Sichel y la oposición

En la oportunidad también analizó a quienes serían sus contrincantes en la primera vuelta de noviembre, recordando por qué abandono su militancia en la Democracia Cristiana hace años y criticando a su nueva abanderada, Yasna Provoste.

“En algún momento, la DC presentó la justicia social en libertad. Pero algunos DC abandonaron ese mundo y defienden ideas que no representan a los chilenos: un viejo estatismo y una sociedad en conflicto. Eso encarna Yasna y compite con la izquierda. Hace tiempo que esa clase media vota libre por lo que cree mejor para su vida. Algunos de ellos ya votaron por nosotros”, declaró.

Mientras que sobre Gabriel Boric (Convergencia Social), quien venció a Daniel Jadue (Partido Comunista) en las primarias de Apruebo Dignidad, manifestó que la gran diferencia de 400 mil votos que le logró sacar el frenteamplista no deberían marcar tendencias para los comicios.

“Las primarias son muy distintas a la elección presidencial, son definiciones intracoalición. Tuvimos un éxito colectivo en Chile Vamos, la tremenda y esperanzadora votación demuestra que la alianza del centro con la centroderecha es competitiva y puede gobernar, porque interpreta a los chilenos”, sostuvo Sichel.

Consultado por las propuestas de Boric, quien apuntaría a transformaciones significativas en Chile y buscar la paz social, el abanderado de Chile Vamos manifestó lo siguiente: “¿Paz social? Ideólogos como Fernando Atria o Daniel Jadue legitiman la violencia, quieren indultar a quienes destruyeron o saquearon pymes construidas con esfuerzo. La violencia es antagonista a la democracia, que necesita del orden. Soy un reformista, la centroderecha y el centro lo han sido siempre. Los chilenos quieren cambios para vivir mejor”.

“La primera misión de un Estado democrático es garantizar la seguridad y el orden a las personas. El ejercicio legítimo de la fuerza significa usar todos los mecanismos institucionales y dotar a Carabineros de todos los medios, protocolos, formación. No hay causa legítima que justifique la violencia en democracia. Una izquierda que legitima la violencia está desconfiando de la democracia”, remató.

Tags

Lo Último


Te recomendamos