Noticias

Expertos dudan de necesidad universal de quinta dosis contra el covid-19

No faltan voces que abogan por la aplicación de un tercer refuerzo para protegerse de la pandemia. Pero desde el mundo científico y médico afirman que hay que conocer más estudios para decidir al respecto.

La discusión sobre la posibilidad de que a nuestra población se le aplique la quinta dosis de vacuna contra el coronavirus está instalada. Y el Ministerio de Salud anunció que pronto anunciará una determinación al respecto. Pero entre los especialistas hay grandes incertidumbres sobre la efectividad de un tercer refuerzo.

La doctora Vivienne Bachelet, profesora asociada de la Escuela de Medicina de la Universidad de Santiago y experta en epidemiología clínica, dijo que “no entiendo por qué se sigue planteando esto de la quinta dosis, o de seguir dando dosis cada cierto tiempo. Hoy eso no tiene sentido, pues no hay base científica para justificarlo. Además, Chile sería el primer país del mundo en hacerlo”.

“Las dosis tercera y cuarta se explican porque las dos primeras con Coronavac entregaron baja efectividad. La Organización Mundial de la Salud plantea la búsqueda de una vacuna contra todos los coronavirus, no solo contra el SARS-CoV-2. Y punto. No se piensa siquiera en la periodicidad de la inmunización, lo que para algunos expertos sería demencial”.

“La cuarta dosis cumplió hasta con los grupos de riesgo. Por ejemplo, en Israel, que tal como Chile ha avanzado mucho con la inmunización, la cuarta dosis fue solo para sectores con comorbilidades, no para todos como acá. Nuestra efectividad es bastante buena y debemos buscar otras formas de reducir la vulnerabilidad ante la pandemia”.

MÁS ESTUDIOS Y MÁS DATOS

La doctora Lorena Tapia, pediatra infectóloga e investigadora del Instituto de Ciencias Biomédicas de la Universidad de Chile, matizó un poco, pero tampoco comparte la idea de una quinta dosis global.

“El Cavei (comité asesor del Ministerio de Salud en inmunizaciones) ya recomendó mantener vacunaciones en los pacientes de riesgo. Y me parece que eso es lo que se debe hacer, más aún si las dosis están a la mano. Es menos arriesgado que exponer a adultos mayores, enfermos crónicos y pacientes inmunocomprometidos, más encima ahora que también hay una alta carga viral por otras enfermedades. Y en ellos además bajaría la protección contra el covid-19 antes que en otros sectores de la población. Pero es obvio que se deben considerar estudios y datos que aún no son conocidos para pensar en aplicar las vacunas a todos por quinta vez”.

Y Sebastián Reyes, investigador del Centro de Genómica y Bioinformática, CGB, de la Universidad Mayor, precisó que “la decisión de una quinta dosis debe abordar varios criterios, no es simple. Falta evidencia científica sobre la duración de la protección a largo plazo que entrega el segundo refuerzo”.

“Y hay que tomar en cuenta que la estimulación del sistema inmune toma algunas semanas, y que excederse en ello puede tener efectos contarios a los esperados. Aparte, esa estimulación no es lineal, pues cada vez se generan células que responden y otras de memoria que quedan por un buen tiempo. Lo esperable es que con cada una de esas estimulaciones vía vacunas, la protección sea más duradera”.

LA VOZ DEL MINSAL

La ministra de Salud, María Begoña Yarza, señaló este martes 28 de junio que la próxima semana será decidido si se aplica o no la quinta dosis contra el covid-19.

“Eso se está evaluando. El Cavei ya hizo una primera evaluación, y esta semana vamos a analizar el tema con el consejo de expertos. El chequeo es permanente, y lo claro es que con el segundo refuerzo la respuesta ha sido excelente en todos los grupos etarios y con todas las combinaciones (de vacunas)”, explicó la autoridad sanitaria.

BAJÓ EL RITMO DE LA VACUNACIÓN

Un estudio del Instituto de Políticas Públicas en Salud de la Universidad San Sebastián (IPSUSS) señala que disminuyó el ritmo de la inoculación contra el coronavirus, pese a la exigencia de estar al día con los requerimientos de la autoridad sanitaria para tener el Pase de Movilidad.

El Minsal determinó que ese documento quedaba inhabilitado desde el pasado miércoles 1 de junio para los mayores de 18 años que no se hubieran aplicado la cuarta dosis pese a que les correspondía por calendario.

Con fecha de corte el miércoles 22 de junio, los datos indicaron que a nivel nacional se colocó un promedio de 53.808 dosis por día, mientras que para el primer refuerzo (o tercera dosis) esa cifra fue de 74.011, lo que implica una caída del 27%.

“El patrón de respuesta es parecido al informe anterior, previo a la exigencia del Pase de Movilidad. La razón puede ser que el mensaje no ha sido del todo claro, pues no se ha visto una fiscalización efectiva, y por anuncios contradictorios. Y además existe una sensación generalizada de que el covid-19 ya no es un problema grave. Pero ya estamos viendo un aumento de la demanda por camas hospitalarias. Sería muy importante que las autoridades den una señal clara, pues el Pase de Movilidad no sirve si no es exigido sistemáticamente”, dijo el doctor Manuel José Irarrázaval, presidente de IPSUSS

Considerando la fecha de corte señalada, a nivel nacional se han administrado 8.932.073 dosis de segundo refuerzo, lo que implica que el 59,8% de la población objetivo completó su esquema.

Las regiones con menor cobertura son Tarapacá (51,3%), Los Lagos (53,4%) y Arica y Parinacota (53,7%). Y con la mayor cobertura están Magallanes (62,8%) y la Metropolitana (62,4%). La gente de 18 a 29 años es la que menos se ha vacunado con la cuarta dosis (49,3%), mientras que los mayores de 60 años son los que más lo han hecho (más del 80%).

Tags

Lo Último


Te recomendamos