La ministra del trabajo Ximena Rincón, se refirió a la decisión del Tribunal Constitucional de acoger los requerimientos de la oposición relacionados a la titularidad sindical y la extensión de beneficios, dando un duro golpe al ejecutivo en aspectos fundamentales de la reforma laboral.

En este sentido, la secretaria de Estado afirmó tras la decisión que “lo que tenemos es que da lo mismo como se estructuren los trabajadores y eso nos parece que es grave, no existe en ninguna parte del mundo que esto exista, sólo en Chile”.

Sobre los pasos a seguir por el Gobierno, Rincón reiteró lo dicho ayer por el vocero Marcelo Díaz de esperar a tener el fallo del TC para decidir los pasos a seguir.

“Vamos a esperar a conocer el fallo del tribunal, su redacción integral, porque dependiendo el sentido del fallo es lo que vamos a hacer”, manifestó en entrevista con Tele13.

Sobre la posibilidad del veto presidencial, la ministra del Trabajo afirmó que “podría suprimir adicionar o reemplazar una norma, pero tenemos que esperar que el tribunal emita el fallo”.

Rincón explicó que se debe esperar además que la Cámara de Diputados envíe el proyecto a la Presidenta Bachelet y desde ahí la Mandataria cuenta con 30 días para decidir si veta o no la ley que ha emitido el Parlamento.

Respecto de la decisión, la ministra puntualizó que en ningún caso, de aplicar el veto el Congreso queda minimizado frente a la discusión de la Reforma Laboral, porque son los parlamentarios los que finalmente deciden si se cumple o no el veto.

“La Presidenta tendrá que evaluar si está de acuerdo o no con lo que queda y ahí decidirá este veto, que el Congreso decidirá si se cumple o no se cumple”, dijo.

PUB/NL