Tacómetro

Los ocho mejores consejos de mantenimiento preventivo para evitar fallas en camiones

Mantener la batería, evitar los frenos bloqueados, revisar diariamente las llantas y cambiar filtros a tiempo son algunas de las recomendaciones que hacen desde Volvo Camiones.

Volvo

Asegurarse de que el camión siga funcionando es clave para evitar el tiempo de inactividad en el negocio. Ahora bien, es justo decir que es casi imposible evitar todo tipo de tiempo de inactividad del camión, gracias al desgaste natural, pero también hay mucho mantenimiento preventivo que se puede hacer para reducir el riesgo de averías.

“Una recomendación básica general para aumentar el tiempo de actividad es realizar inspecciones periódicas. Los controles diarios significan que los conductores pueden actuar antes de que cualquier falla se convierta en algo más grande o incluso en un problema mayor. También se pueden evitar asistiendo a su servicio de camión programado”, dice Bert Johansson, gerente de desarrollo operativo de Volvo Trucks.

Ocho razones para evitar fallas comunes y lo que se puede hacer para prevenirlas

1. MANTENER LA BATERÍA

La razón más común de avería de un camión es el mal funcionamiento de la batería. Un camión moderno depende en gran medida de las funciones y de los sistemas que necesiten energía de la batería. Si se usan en exceso, pueden hacer que esta se descargue. Unas limpias y bien cargadas, junto con una caja de baterías y conexiones eléctricas bien mantenidas, son cruciales a la hora de evitar daños. Además, para prevenir el mal funcionamiento, hay que mantenerlas limpias y cargadas, y asegurarse de que las conexiones eléctricas en la caja de la batería estén limpias y libres de corrosión utilizando un spray anticorrosivo.

2. EVITAR LOS FRENOS BLOQUEADOS O DESGASTADOS

Los frenos se exponen a mucho desgaste y los frenos bloqueados o atascados son problemas bastante comunes que requieren asistencia en el camino. Las razones de este tipo de avería pueden incluir discos agrietados, pastillas de discos desgastadas y/o pinzas atascadas. Todo esto puede evitarse mediante revisiones periódicas de mantenimiento preventivo. Se sugiere asegurarse de seguir los intervalos de servicio programados.

3. ASEGURARSE DE QUE EL MOTOR DE ARRANQUE TENGA LAS CONEXIONES ELÉCTRICAS LIMPIAS

En tercer lugar, encontramos problemas en el motor de arranque, lo que puede provocar un mal funcionamiento en el sistema motorizado. Muy a menudo, esto se debe a conexiones eléctricas sueltas o defectuosas, provocadas, en este caso, por la corrosión. Para impedir esto, verificar las conexiones del motor de arranque y, si es necesario, limpiarlas y lubricarlas con spray anticorrosivo.

4. REVISAR DIARIAMENTE LAS LLANTAS

Otra razón son los diferentes tipos de daños en las llantas: por ejemplo, pinchazos de llantas. Al revisarlas diariamente, se pueden prevenir muchos problemas. Se recomienda buscar desgastes y daños inusuales en las roscas y los flancos de los neumáticos.

5. BUSCAR FUGAS DE ACEITE

Con frecuencia, las fugas de aceite también pueden causar paradas innecesarias, y estas provienen con mayor frecuencia de mangueras y tuberías. Se pueden encontrar tanto en la dirección asistida como en los sistemas de aceite del motor, y generalmente ocurren por el uso normal y la degradación. Se sugiere buscar fugas de aceite debajo del vehículo para prevenir una avería antes de que suceda.

6. EVITAR PROBLEMAS RELACIONADOS CON EL EMBRAGUE

Las fallas en los embragues se deben a varias razones, ya sea porque sus discos están desgastados o porque las mangueras neumáticas presentan fugas. Se pueden detectar durante el servicio, así que se recomienda asistir a las citas de servicio programadas. Si la caja de cambios se utiliza incorrectamente en modo manual, se sugiere la formación del conductor para asegurarse de que tanto la caja de cambios como el embrague se utilicen correctamente.

7. CAMBIAR FILTROS A TIEMPO

Si los filtros (por ejemplo, los filtros de combustible y los separadores de agua) no se reemplazan de acuerdo con su programa de servicio, corren el riesgo de obstruirse, lo que puede provocar paradas muy costosas. Para mantener el motor y preservar la vida útil esperada, es crucial que los filtros de aceite del motor se reemplacen en intervalos de servicio. Se aconseja tener un diálogo regular con el taller de servicio y, si es necesario, actualizar el intervalo de servicio y planificar las visitas al taller a tiempo.

8. COMPROBAR LOS FUELLES DE AIRE POR GRIETAS O DAÑOS

Casi todos los camiones actuales están equipados con suspensión neumática mediante fuelles de goma. A medida que envejecen, las llamadas “fisuras de ozono” pueden dañar los fuelles, lo que provocará una fuga repentina de aire y una posible grieta. Para evitar esto, se debe asegurar que los fuelles de aire estén en buen estado, lo que significa que se deben mantenerlos lo más limpios posible. Este procedimiento se puede hacer durante las comprobaciones periódicas de mantenimiento preventivo.

Reducir los costos innecesarios con medidas sencillas

Algunos de los consejos de mantenimiento preventivo que se mencionan, pueden parecer obvios o sencillos. Pero las fallas pueden tener graves consecuencias para un negocio de camiones y generar costos significativos en lo económico. No importa qué tan bien estén construidos los camiones, siempre necesitarán mantenimiento y reparación.

Como dice Bert Johansson: “Existe una diferencia entre el tiempo de inactividad planificado y el tiempo de inactividad no planificado, incluso desde la perspectiva de los costos. La clave para reducir los costos por tiempo de inactividad es conocer y optimizar el mantenimiento planificado, para que tenga menos paradas y averías no planificadas”.

Cómo obtener más información sobre el mantenimiento preventivo

Póngase en contacto con su taller de Volvo Camiones más cercano para obtener más consejos y un programa de servicio actualizado.

Volvo
Tags

Lo Último

Te recomendamos