La ministra de Educación, Adriana Delpiano, se refirió a la Ley de Educación Superior, que ingresará esta jornada al Congreso, asegurando que el tema de la gratuidad universal es posible pero los plazos serán variables.

"Queda puesto en la ley cuáles son las condiciones que esa gratuidad sea real, pero en cuánto tiempo llegamos, va a depender de cuántos ingresos le lleguen al sistema fiscal", señaló Delpiano en entrevista en T13 Radio.

"Cuando se realizó el cálculo de la gratuidad, no sólo se pensó en la reforma tributaria, que ha sido clave y muy importante para todos los cambios que se han hecho en Educación”, agregó.

La ministra de Educación también enfatizó que “todas las reformas suponen una cantidad de recursos muy grandes y por tanto ésta última supone que los ingresos que le entran al país, no sólo por la reforma tributaria, sino que también por el valor del cobre, por la recaudación que hace el sistema fiscal, todo eso es clave para seguir aumentando en gratuidad”.

En ese sentido, Delpiano acotó que "no tenemos un cálculo, porque quién dice que el cobre no suba mañana producto de cualquier elemento y ahí sin lugar a dudas la recaudación fiscal mejora y aumenta y veremos en el futuro qué otros recursos pueden llegar para poder cumplir con este compromiso y promesa".

Asimismo, especificó que "en este Gobierno va a quedar establecido hasta el sexto decil. La promesa era al séptimo, pero por razones económicas hubo que establecer un plazo más largo para llegar a eso. Pero las condiciones y la voluntad de avanzar está en la ley".

Respecto del tema del lucro, indicó que "el lucro queda muy sancionado dentro de lo que son las universidades. Las universidades, por ley, son sin fines de lucro, por lo tanto se ponen cortapisas reales para que eso se produzca. Incluyendo en última instancia, para alguien con lucro reiterado, hay apropiación indebida y eso va a la justicia penal".

“En el proyecto no tenemos la decisión tomada, porque son miles de estudiantes que están en estas instituciones y salvo que dejemos un proceso de tiempo muy razonable de por medio, con bastantes condiciones, no se estableció. Eso porque creemos, y así lo han dicho las organizaciones que reúnen a los institutos, que es tan importante la gratuidad que es un buen señuelo para que se pasen a ser sin fines de lucro", puntualizó Delpiano.

En cuanto a los CFT e IP, la secretaria de Estado explicó que hay un proyecto que está en el Congreso que les permite iniciar la transición hacia ser sin fines de lucro.

PUB/CM